La importancia del Inbound Recruiting en HR

Hoy en día el mundo de los Recursos Humanos se ha convertido en algo irreconocible para los que más tiempo llevan en el sector. Y es normal. Porque, del mismo modo que las tecnologías avanzan, también avanzan el resto de áreas. Por eso mismo actualmente es casi imprescindible hacer uso de estrategias como el Inbound Recruiting si se quiere tener éxito en la adquisición de talento.

¿Qué es el Inbound Recruiting?

La definición de Inbound Recruiting es compleja y cambiante, sin embargo, nos podemos quedar con que el Inbound Recruiting es el conjunto de técnicas empleadas para atraer a candidatos hacia nuestros puestos, conseguir que se queden con nosotros y que pasen a formar parte de nuestra base de datos.

Para ello se emplea una variedad de estrategias y técnicas muy similares a las del inbound Marketing, aunque con toque muy distintivos del mundo de los Recursos Humanos y la adquisición de talento. Y es que, en lugar de clientes potenciales, aquí estamos tratando con personas que podrían formar parte de nuestra compañía en un futuro.

Estrategias

Como cada día los mundos de la adquisición de talento y el marketing se parecen más, las estrategias empleadas cada vez son más similares. Con la diferencia de que, a la hora de hablar de Recursos Humanos tenemos herramientas que nos hacen la vida más sencilla centralizando todos los servicios y funcionalidades que necesitamos. Algunos de los puntos más importantes del Inbound Recruiting tienen que ver con el SEO o con el tratamiento que le damos a los candidatos.

Atraer e Interesar

Ya no basta con colgar una oferta de trabajo y esperar a que los candidatos se interesen. Actualmente el mercado laboral ha cambiado, y ahora las empresas también tienen que poner de su parte. Esto se consigue llevando estrategias no varias como el Employer branding, las redes sociales o los referidos.

Además, por supuesto, de utilizar herramientas como el Serach Engine Optimization (SEO), o los Blogs y Webs de la compañía. De esta forma conseguiremos no solo conseguir presencia digital, si no también que los candidatos se interesen por tu compañía más allá de “un lugar donde trabajar”.

Convertir

Cuando hablamos de convertir nos referimos a conseguir que los candidatos pasen a ser empleados. Es decir, no solo a que el talento se interese por nosotros, si no a que quiera formar parte de nuestra organización.

Esta es una partes más difíciles de llevar a cabo con éxito. Y es que no solo tienes que convencer al candidato de que tu empresa es el mejor lugar posible para él. Si no que también tienes que convencerle de que ahí tienen un futuro. Las herramientas más utilizadas aquí tienen que ver con los sitios web de la empresa dedicados a las carreras y la imagen que consigas dar de tu empresa como un lugar donde querer trabajar.

Mantener la atención

No basta solo con conseguir que se interesen por ti, si no que no se olviden de ti. Y es que, si en un futuro quieres utilizar tu base de datos para cubrir un puesto es casi imprescindible que las personas a las que contactes se acuerden de quién eres (y mejor aún si tienen buena imagen de tu compañía).

Para esto lo más efectivo son herramientas que den facilidades a los candidatos. Desde hacer sencillo el proceso de aplicación al puesto como tener una newsletter donde mantengas informada a tu base de datos sobre los cambios que haya en tu empresa y como puede afectarles para bien.

Beneficios del Inbound Recruiting

Si somos capaces de implementar adecuadamente algunas (o todas) de las estrategias de Inbound Recruiting, lo más probable es que lo notemos rápidamente. No solo porque nuestra base de datos de talento se amplíe a la velocidad de la luz, que también. SI no porque el tiempo (y el esfuerzo) que nos lleva cubrir un puesto se reducirá más que visiblemente.

Además, conseguiremos mejorar cómo nos ven los candidatos que finalmente no pasen a formar parte de nuestra organización. Y, los que si lo hagan, no solo se sentirán como en casa, si no que permanecerán más tiempo con nosotros. Lo que se traducirá, a su vez, en que nuestro lugar de trabajo sea mejor visto.

Por supuesto, todo esto no es nada sencillo. Pero con plataformas como Viterbit podemos simplificar mucho el proceso y conseguir que, el caos que es normalmente un proceso de selección sea mucho menos difícil de dominar.

Imágenes: Freepik, Unsplash y Pixabay

0 Shares:
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like